fbpx

Divulgando la cultura en dos idiómas.

Researchers working to develop apps to monitor teen depression




By Angie Baldelomar

Researchers are trying to develop apps that would monitor teen depression to fight against an impending mental health crisis, according to an Associated Press report.
For years, studies have linked heavy smartphone use to worsening teen mental health. But that also means they leave digital footprints that might offer clues to their psychological state.
According to preliminary studies, changes in typing speed, voice tone, word choice and how often kids stay home could signal trouble. Researchers are testing experimental apps that use artificial intelligence to try to predict depression episodes or potential self-harm.
Depression affects about 3 million teens in the United States. In 2017, 13 percent of Americans ages 12-17 had depression, up from 8 percent in 2010, according to U.S. government data. One in 10 college-aged Americans also is affected. In addition, suicide is the second leading cause of death for ages 10-34.
Commercially available, mood-detecting apps are likely years, or even decades, away. Once they are available, developers say the ultimate goal would be to use them to offer real-time help. Some options would include automated texts messages and links to help lines, and digital alerts to parents, doctors or first responders.


Investigadores trabajan para desarrollar aplicaciones para monitorear la depresión adolescente

Los investigadores están intentando desarrollar aplicaciones que monitorearían la depresión adolescente para combatir contra una crisis de salud mental inminente, según un informe de Associated Press.
Por años, los estudios han conectado el alto uso de teléfonos inteligentes con un detrimento de la salud mental en adolescentes. Pero eso también significa que dejan huellas digitales que pueden ofrecer pistas sobre su estado psicológico.
De acuerdo con los estudios preliminares, cambios en la velocidad de escritura, tono de voz, selección de palabras y la frecuencia con la que los niños se quedan en casa podrían indicar problemas. Los investigadores están probando aplicaciones experimentales que usan inteligencia artificial para tratar de predecir episodios de depresión o autolesiones potenciales.
La depresión afecta alrededor de 3 millones de adolescentes en los Estados Unidos. En 2017, el 13 por ciento de estadounidenses de 12 a 17 años tenía depresión, un aumento del 8 por ciento en 2010, según datos del gobierno de Estados Unidos. Uno de cada 10 estadounidenses en edad universitaria también se ve afectado. Además, el suicidio es la segunda causa de muerte entre los 10 y los 34 años.
Las aplicaciones de detección de estado de ánimo disponibles comercialmente están probablemente a años, o incluso décadas, de distancia. Una vez que estén disponibles, los desarrolladores dicen que el objetivo final sería utilizarlos para ofrecer ayuda en tiempo real. Algunas opciones incluirían mensajes de texto automatizados y enlaces a líneas de ayuda y alertas digitales para padres, médicos o personal de primera respuesta.

Share:

More Posts

Send Us A Message

Related Posts

%d bloggers like this: